Barreras escáner fotosensible electrosensible
7 min

Equipos de protección electrosensible (ESPE)

Esto es lo que debes saber si tienes uno instalado

"Necesitamos verificar y certificar la correcta instalación y la distancia de seguridad de estos dispositivos, ya que son los responsables, entre otros sistemas, de garantizar un espacio seguro para los trabajadores"

20 Octubre 2023


Los equipos de protección electrosensibles (ESPE), como cortinas y escáneres, están diseñados para evitar que los trabajadores u objetos entren por accidente en zonas peligrosas. La idea es que si se produce o es probable que se produzca este hecho, el sistema active una parada de emergencia de la máquina y para que esto ocurra de manera segura es muy importante tener en cuenta el posicionamiento de estos equipos.

Con el fin de garantizar la seguridad y el correcto funcionamiento de estos dispositivos de protección, existen una serie de normas legislativas, que es fundamental tener en cuenta a la hora de seleccionar e instalar un sistema de estas características.

El Real Decreto 1215/1997 es el que establece las disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización de estos dispositivos. En su Anexo I, apartado 1, punto 8, se especifica que “cuando los elementos móviles de un equipo de trabajo puedan entrañar riesgo de accidente por contacto mecánico, deberán ir equipados con resguardos o dispositivos que impidan el acceso a las zonas peligrosas o que detengan las maniobras peligrosas antes del acceso a dichas zonas”. También establece las características que deben poseer:

  • Serán de fabricación sólida y resistente.
  • No ocasionarán riesgos suplementarios.
  • No deberá ser fácil anularlos o ponerlos fuera de servicio.
  • Deberán estar situados a suficiente distancia de la zona peligrosa.
  • No deberán limitar más de lo imprescindible o necesario la observación del ciclo de trabajo.
  • Deberán permitir las intervenciones indispensables para la colocación o la sustitución de las herramientas, y para los trabajos de mantenimiento, limitando el acceso únicamente al sector en el que deba realizarse el trabajo sin desmontar, a ser posible, el resguardo o el dispositivo de protección.

 

Por lo tanto, los aspectos más importantes a tener en cuenta a la hora de seleccionar e instalar un dispositivo de protección electrosensible son los siguientes:

  • Las características del dispositivo, dependiendo de si su función es la detección de presencia, ordenar la parada o una combinación de ambas.
  • El posicionamiento y configuración, dependiendo de las características de la máquina, las características del entorno y el factor humano.
  • El dispositivo de protección debe estar asociado al sistema de mando de la máquina, es decir, que el sistema de mando de la máquina debe diseñarse de manera que, si se activa el dispositivo de protección durante la fase peligrosa del ciclo de trabajo, se active la función de seguridad correctamente y evite una nueva puesta en marcha.

 

Otro aspecto a tener en cuenta tiene que ver con la combinación de ESPE como dispositivo primario con otros dispositivos de protección, como cortinas enrollables, puertas (resguardos móviles con enclavamiento y bloqueo) y/o vallado perimetral (resguardos fijos). Esto derivará en la necesidad de verificar la distancia de seguridad entre el campo de acción del ESPE y la zona peligrosa. 

En el caso de que el ESPE sea el dispositivo de seguridad secundario (detección de presencia/permanencia en área peligrosa) se deberá verificar que su señal segura impide el rearme del dispositivo primario, siendo imposible el arranque y, por tanto, el movimiento peligroso de la máquina.

Para verificar la distancia de seguridad, existe la norma UNE-EN ISO 13855, la cual establece métodos para el cálculo de la distancia de seguridad mínima entre la zona de detección y la zona peligrosa para cada tipo de dispositivo de seguridad, en función del tiempo de parada del movimiento peligroso y la velocidad de aproximación de partes del cuerpo humano.

La norma UNE-EN ISO 13855 recoge las diferentes fórmulas a aplicar en función del dispositivo seleccionado (barrera fotoeléctrica de uno o varios haces, alfombras o suelos sensibles a presión, dispositivos de mando a dos manos, …), y en función de la forma de aproximación de la persona o de la parte del cuerpo a la zona de detección (perpendicular, paralela, angular, por encima de la zona de detección). 

Todas estas normas es importante cumplirlas y convendría, incluso, realizar inspecciones que verifiquen y certifiquen la correcta instalación y la distancia de seguridad de estos dispositivos, ya que son los responsables, entre otros sistemas, de garantizar un espacio seguro para los trabajadores.

 

 

¿Quieres garantizar la seguridad de las máquinas de tu empresa?

Descubre cómo hacerlo

 

 

Siguientes pasos

Site Selector